Esta web utiliza las cookies _ga y _gid propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de Cookies.

Noticias

La Masia Freixa de Muncunill se ilumina de colores para la Fira Modernista

Inspirados por la arquitectura de Lluís Muncunill y en los dibujos y poemas de Alexandre de Riquer, en Lamp diseñamos una instalación efímera para dar color a la Masia Freixa, uno de los edificios más emblemáticos de Terrassa, durante la Fira Modernista 2019, una de las citas anuales más importantes de la ciudad.

En el artículo “Arquitectura moderna” publicado en 1913, Muncunill citaba: “Los edificios deben concebirse como los árboles o como el cuerpo humano, donde la constitución interna armoniza con la forma externa de cada individuo”. Este fragmento sirvió de base conceptual para transformar la Masia Freixa en un organismo vivo que refleja la transición de las diferentes estaciones del año.

Lluís Muncunill también decía: “En la figura humana no existe la línea recta, ni la superficie plana, ni siquiera el arco redondo, sino suaves curvas en armonía con las funciones que tiene que vivir cada órgano. Las líneas rectas y los ángulos son duros y áridos, mientras que las curvas suaves representan la flexibilidad y la dulzura, en resumen: la vida”.

Esta instalación lumínica se concibió, por una parte, a partir de esta manera de Lluís Muncunill de entender la arquitectura y el Modernismo; y por otra, a partir del poema “Credo” de Alexandre de Riquer en el que se describen las diferentes estaciones del año y los colores naturales de cada una de ellas.

Es por ello que la instalación se programó con cuatro escenas, que comprende dos transiciones lumínicas para cada una de las estaciones, de manera que poco a poco, y con esa suavidad de la que hablaba Muncunill, la Masia Freixa fue tomando los colores del almendro florido, de los trigos y las amapolas, o de los verdes sobre la pineda de los que hablaba Alexandre de Riquer, entre otros.

El proyecto se ejecutó con las estructuras Bazz y Bauline que bañaron las paredes del edificio con una iluminación perimetral y con el proyector Shot y la luminaria Flut para iluminar la torre y realzar las ondas de la cubierta.

Fotos: Lamp, Ajuntament de Terrassa y Joan Carles Castell

Estás navegando en Español.
¿Quieres acceder a la versión en ?

You are browsing in Spanish.
Do you want to switch to the version?

Vous naviguez en es.
Voulez-vous accéder à la version en ?

Estàs navegant en Castellà.
Vols accedir a la versió en ?

Llévame
Take me
Prends moi
Porta'm-hi