Desde nuestra organización le informamos que nuestra página web utiliza cookies para ofrecer nuestros productos y servicios así como recoger información estadística. Si continúa navegando, acepta la instalación y el uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra política de cookies.

Case Studies

Volver

Encants Barcelona Barcelona

Créditos del proyecto

Arquitecto: b720 Fermín Vázquez Arquitectos

Lighting Designer: artec3 Maurici Ginés

Arquitecto Técnico: Projects & Facilities Managements

Promotor: Barcelona d'Infraestructures Municipals (BIMSA), (Ayuntamiento de Barcelona)

Constructor: OHL

Ingeniería de Instalaciones: Grupo JG

Estructura: BOMA

Dirección de Instalaciones: EXCOVER - MANEL AVILES

Año: 2013

Lamp solution: Shot y Step Air luminaires

Sito en Barcelona, el nuevo mercado Encants Barcelona de la Fira de Bellcaire, más conocido como Encants Vells, se ubica en la zona del Bosquet y su traslado es una de las piezas que facilitará el despliegue de la Modificació del Pla General Metropolità en el ámbito de las Glòries, una iniciativa que mejorará la movilidad, el sistema de transporte público y la ordenación de los equipamientos de la zona.

El nuevo mercado dels Encants de Barcelona se instala como un dispositivo de mediación entre la reforma de la plaza de las Glorias y el eje de la Meridiana, una zona popularmente conocida como el Bosquet de les Glòries. La propuesta de b720 plantea una plataforma (o plaza comercial) continua en varios niveles como superficie idónea para todas las actividades mercantiles. Mediante el plegado de la plataforma se concilian las diferentes cotas de la calle, entendiendo el mercado como una gran plaza cubierta, capaz de infundir actividad a todas las piezas del programa. La nueva instalación, definida como "funcional, abierta y de futuro" pretende, desde el punto de vista estructural, proteger la actividad comercial de las inclemencias del tiempo bajo su cubierta, pero conservando siempre la sensación de compra al aire libre. La solución comercial propuesta (paradas y subasta) se ubica fundamentalmente a nivel de calle y no queda bajo ninguna edificación a excepción de la propia cubierta, con la cual cosa forma un espacio abierto comercial con fachada principal a la avenida Meridiana y la Plaza de las Glòries. El resto de oferta comercial que ahora tiene el mercado (formada por el resto de paradas que no estén a nivel de calle), más aquella tipología de tiendas o nueva oferta y los servicios que puedan haber (restauración, ludoteca, oficinas, sala polivalente...) se ubican sobre este nivel cero pero preservando la sensación de compra de calle. El proyecto incluye un aparcamiento subterráneo con capacidad para unos 300 turismos, zona de carga y descarza, zona de almacén, consigna, oficinas y otros servicios auxiliares.

La cubierta, elemento principal de reconocimiento urbano, resguarda las actividades comerciales a la par que se convierte en un mecanismo de reflexión de la ciudad hacia el interior del mercado. Cada módulo estructural tiene inclinaciones diferentes para reflejar la luz, la atmósfera y el paisaje.

La iluminación natural queda resuelta porque se cuela por el espacio urbano que está completamente abierto al exterior, y además rebota y refleja gracias al material de la cubierta. En cuanto a la iluminación artificial, se debía conseguir esta misma uniformidad que en la luz natural, y más teniendo en cuenta el tipo de aplicación del espacio. Para ello se colocaron 500 proyectores SHOT de LAMP, de iluminación directa, con diferentes potencias y ópticas según el espacio a iluminar. Para la planta superior con altura de 4m fueron los SHOT de 35W con óptica vial; en la planta inferior con altura de 8m los SHOT de 150W con óptica también vial, y los proyectores perimetrales de esta zona se instalaron con óptica spot ya que debían proyectar directamente a la plaza central. Además, en las paradas del mercado se instalaron las luminarias STEP AIR de LAMP que se fabricaron con potencias especiales de 1x80W para conseguir el objetivo lumínico del área en cuestión.

Convocado por el Ayuntamiento de Barcelona a través de la empresa municipal BIMSA, el fallo se hizo público el 22 de abril de 2008.La superficie del nuevo mercado será de 32.466 m2, contando con una superficie comercial de 17.000 m2.